17 de febrero de 2015

El temita de las doulas...

Parece ser que ahora está de moda la crianza con apego, el colecho y la lactancia materna a toda costa y hasta que el niño haga la mili a ser posible.

Me parece muy bien. No tengo absolutamente nada en contra. Es más, estoy de acuerdo con que esa es una forma estupenda y sanísima de criar a un niño.
Lo que no entiendo es a qué viene tanta locura. Y tanta falta de respeto. Criad a vuestros hijos como os dé la gana, faltaría más, pero entended que hay madres que ven las cosas de otra manera. Y no se acaba el mundo.

Yo soy madre y no he dado de mamar a mi hijo. Ni un poquito. Ni se la dejé probar. Ha tenido que crearse sus anticuerpos él solito. Qué mala soy, eh? Soy el puto diablo!! Una madre desnaturalizada y egoísta!! Que no? Pues así es como me trataron en el hospital.

No. Las cosas no se hacen así. Nos estamos volviendo todos un poco locos. Cada madre es un mundo, con inquietudes y necesidades propias. Y con una educación distinta que, queramos o no, ahí está y nos pesa. Y hablo de las necesidades de la madre, porque las necesidades del bebé son una incógnita. Cada madre hará lo que buenamente pueda o sepa y nadie tiene la verdad absoluta.

Yo no tomé el pecho. Y tampoco dormía con mis padres. Ignoro si mi madre me llevaba siempre en brazos o no. Y, quizás os cueste creerlo, pero estoy bien.

Mi madre, tan sabia como el resto de las madres, ni más ni menos, para ayudarme en el proceso de serlo, hizo lo mejor que pudo hacer. Me regaló dos libros con criterios de crianza opuestos: "El método estivill", del Dr Estivill y "Bésame mucho", de Carlos Gonzalez. Así, con toda esa información y la que busqué al haber despertado mi interés, afronté la crianza de mi hijo lo mejor que pude.

Estoy de acuerdo en que el personal sanitario no siempre está a la altura de las circunstancias. Ya he comentado que en mi caso me trataron fatal por no querer darle el pecho a mi hijo. A much@s les falta empatía y/o sensibilidad. Pero, perdonadme, yo al hospital fui a parir. La idea era estar rodeada de profesionales y el equipo técnico necesario para cubrir cualquier eventualidad. Que algun@ era gilipollas? Y qué? A mí, el apoyo moral y la empatía, me los daba mi familia.

Una vez, una comadrona me comentó: "el parto es una simple anécdota en todo el proceso que significa ser madre." Y tenía toda la razón! Es una simple anécdota cuando todo va bien. Y es más fácil que todo vaya bien rodeada de profesionales.

El tema de las doulas... Es como si yo hoy tengo un infarto. Llamo a la ambulancia y al venir, los técnicos sanitarios son unos déspotas antipáticos que me meten en la ambulancia así, en plan "desganao". Me llevan al hospital jugando entre ellos al veo veo, y una vez allí, los médicos me salvan la vida. Ni que decir tiene que yo me cabrearía mucho!! Imagino que reclamaría, o les cantaría las 40, me cagaría en sus muertos y en los muertos de sus muertos y en toda su raza, qué sé yo! Pero lo que jamás haría, y de eso estoy segura, es ofrecerme a recoger infartados y a llevarlos al hospital con el cariño y el respeto que merecen por un módico precio. Eso no.

5 comentarios:

  1. :D :) Tu mamá sí que lo hizo bien: toma los dos extremos y de ahí armas lo que te convenga. Yo te empiezo a leer y estoy totalmente de acuerdo contigo. Con mucha buena voluntad, porque me consta que son personas que me quieren, me han mirado con un susto como si estuviera diciendo "he decidido que mi niña duerma en el patio para que le dé el aire" por las decisiones que voy anunciando que tomo. Les entiendo; son personas que también quieren a mi niña, y que buscan la mejor manera de decirme, desde el respeto, que considere esto y aquello. Así que cuando veo/leo/oigo policías de la maternidad, asustadas o indignadas porque alguien elige tal o cual cosa, expresándose sin ese amor que mis cercanos si me tienen, sin conocer a la persona, y sin respeto, pues no me gusta nada: protesto :D
    Pero al final no estamos de acuerdo. Conozco a otras mujeres que pensarían y sentirían como tú, con el ejemplo del parto o de infartarse por ahí: mi mamá, seguro. Yo no. Por dos cosas:
    1) La empatía y el apoyo también los necesito del equipo de profesionales que me trate. No necesito cariñitos y arrumacos; pero empatía y apoyo, sí. Son momentos de vulnerabilidad y para que todo salga bien, necesito estar emocionalmente bien; que no lo esté, afectará mi condición física, y es parte de su trabajo considerar eso. Además, por más instruidos que estén respecto a mis derechos y demás, es mucho más probable que se conduzcan con respeto a mi dignidad, por empatía, que por seguir protocolos.
    2) Una doula -según que doula como según que médico- es una profesional en lo que hace. No es -o no debería ser- una mujer con experiencia en parir y buena voluntad. (La partera tradicional tampoco es nada más una mujer que ha tenido muchos hijos: han aprendido, aunque no tengan un título universitario.)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Desde luego, si el equipo médico te da empatía y apoyo mucho mejor! Por supuesto! Pero no voy a parir en casa rodeada sólo de mi familia por muy estúpidos que sean los del hospital. A eso me refería.

      Una doula es una mujer sin titulación oficial que ofrece "acompañamiento" a las mujeres embarazadas. No son profesionales. Y en un gran número de casos se extralimitan en sus funciones.

      Eliminar
    2. ¡¡Ay, que voy viendo el tamaño de mi comentario!! :D Es que por acá era muy temprano y como que temprano, me suelto... :D
      Las doulas que conozco se capacitan y certifican, y realizan el trabajo de acompañamiento de manera profesional, aunque no sean profesionistas (con una carrera). Sobre la "oficialidad" de la capacitación y certificación, pues es todo un tema... que se extralimiten sí que es delicado, creo que desde su discurso se va a notar si la persona es respetuosa de lo que corresponde al personal médico, y a otros profesionales.

      Eliminar
  2. Doulas, personal trainer, personal shopper... ¿Que será lo siguiente? ¿Personal limpiaculis? ¿Nos hemos vuelto tan gilipollas que necesitamos ayuda para hacer lo que viene haciendo cada hijo de bípedo solito desde hace varios millones de años? ¿En qué momento hemos empezado a involucionar y yo no me he enterado?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja me gusta la teoría de la involución :)

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...